MasTecnoCiencia -Noticias de Tecnologia
elegir-z-trail.jpg
Salud

Zapatillas de trail running, claves para su compra

elegir-z-trail.jpg

El terreno, el clima, la distancia o tu propio cuerpo son factores claves a tener en cuenta a la hora de escoger las zapatillas de trail running perfectas para entrenar o competir. Te echamos una mano en la elección.

Elegir unas zapatillas de trail running con éxito no es tarea sencilla, ya que hay muchos factores que se tienen que tener en consideración para no equivocarse en la compra. Es un proceso que no debemos tomarnos a la ligera pues el trail running es una modalidad o deporte muy particular donde el terreno, las condiciones climatológicas y fisiológicas pueden cambiar constantemente, y encontrar una zapatilla capaz de funcionar bien a un corredor en esa dinámica constante es bastante complicado. Así que no os preocupéis si veis un catálogo muy extenso de posibilidades, siguiendo estas pautas ese amplio elenco se verá reducido a un puñado de modelos y os hará la selección más fácil.

Para elegir un modelo adecuado de trail debemos conocer nuestras características, peso, ritmos, experiencia, técnica, lesiones, así como los modelos de zapatillas anteriores que nos han ido bien y mal.

Después tenemos que analizar el tipo de terrenosclimatología habitual y distancias para las que necesitamos la zapatilla y eliminar las que no se adapten a este terreno y a nosotros.

Por último y con varias opciones ya en mente, lo ideal sería ir a una tienda y que el ajuste a tu pie sea el último factor que nos ayude a tomar la decisión final. Dentro de los modelos previamente seleccionados escoge el que más agradable y cómodo le resulte a tu pie teniendo en cuenta que el ajuste y el tallaje sean adecuados, no tengas miedo de darte cuatro carreras por la tienda para probarlas un poco previamente, al final y al cabo a los trail runners nos gustacorrer fuera de pista, ¿no?

Un hombre sube corriendo a una roca

 

El peso del corredor en la elección de zapatillas de trail running

el primer punto que hay que conocer a la hora de elegir una zapatilla, ya sea de trail running o de running, es a uno mismo, cuáles son nuestras características, nuestras particularidades, nuestra experiencia con otro calzado, lesiones, etcétera. En este sentido, nuestro peso va a ser un factor importante, no es lo mismo pesar 60 kgs que 80 kgs. Hay trail runners de todo tipo, pero tranquilos, hay zapatillas para todo tipo de trail runners.

La gente más liviana (menos de 70 kgs) por lo general va a poder encontrar en el mercado zapas más ligeras, pero suficientemente amortiguadas, como por ejemplo la serie Sense de Salomon, las Puregrit de Brooks, las Wildhorse de Nike, Altra Superior… Como veis existen muchos modelos para este tipo de corredores. En general, este tipo de zapatillas suelen estar por debajo de los 300 gramos de peso, tienen un chasis y un upper (parte superior a la suela) menos robustos, pero son más flexibles y rápidas.

Los corredores de entre 70 y 85 kgs son considerados como la clase media, ya que son la mayoría de corredores del pelotón, y es por tanto normal que sean los que más posibilidades tienen en el mercado a su disposición. Este tipo de trail runners por lo general utiliza las zapatillas más conocidas, modelos amortiguados pero sin tener un peso muy elevado, sin llegar a ser zapatillas ligeras mantienen unas buenas dosis de agilidad, agarre, estabilidad… digamos que lo hacen todo bien pero sin llegar a ser zapatillas demasiado rígidas o protegidas. Entre los múltiples modelos que un corredor de este peso puede utilizar se encuentran las Brooks Cascadia, las New Balance 1210 LeadvilleAltra Lone PeakAsics Fuji Trabucco y un largo etcétera.

Los runners de más de 85 kgs necesitarían irse a zapatillas más protegidas y robustas, esto siempre a priori, luego la técnica de cada uno, la distancia a correr, etcétera, pueden cambiar la elección. Cuanto más corta la carrera más ligera puede ser la zapatilla, pero en lo que se refiere al peso, un corredor de más de 85 kgs deberá pensar en adquirir modelos robustos, con mucha estabilidad, mucha amortiguación y que garantice una durabilidad para sus condiciones mínimamente aceptable. Un corredor de 90 kgs con unas zapatillas ligeras apenas le podrá hacer 200 kms a esa zapatilla, en cambio con un modelo adecuado a su peso podrá hacer hasta el triple de kilómetros. Dentro de los modelos preparados para este tipo de corredores de peso alto están las Hoka Mafate Stinson, las Altra Olympus, lasSalomon Slab XT o las Lasportiva Ultra Raptor.

Camino empinado y embarrado entre árboles

 

El terreno, clave al escoger zapatillas de trail running

El trail running puede ser muy diverso en cuanto a los terrenos en los que se puede disputar una prueba, hay carreras embarradas, otras donde la mayor parte del tiempo se corre por pistas forestales en buen estado, en otros casos hay grandes desniveles con terrenos rocosos o en muchos casos veremos una mezcla de todos estos.

Tenemos que saber para qué vamos a utilizar la zapatilla, para entrenar, para competir o para ambas cosas. Dependiendo de nuestros ritmos, nuestros objetivos y nuestro dinero quizá optemos por un par de zapatillas para entrenar y otras para la competición y entrenamientos de calidad, en cualquiera de los casos tendremos que conocer los terrenos por los que esa zapatilla se va a mover e intentar escoger un modelo capaz de responder con garantías en esas situaciones. Lógicamente si un trail tiene 80 km por pista y 10 km por terreno rocoso primaremos la comodidad de la pista, pero sin escoger un modelo endeble con el que suframos sobre roca. Como veis hay que analizar por donde solemos entrenar o cómo van a ser las competiciones que vamos a realizar y escoger acorde a los terrenos. En este sentido, debéis tener en cuenta lo siguiente:

¿Lo sabías?  Método Karezza, el placer del sexo sin orgasmo

Terrenos con barro

Por lo general estas pruebas son trails de tierra y hierba, que por condiciones climáticas se convierten en barrizales, generalmente en el norte de España o en climas húmedos es donde más se suele dar. En estos terrenos lo que prima son zapatillas con taqueado muy marcado en la suela, con tacos largos y separados entre sí, poco a poco se está creando o asentando una categoría conocida como Soft Trail o Soft Ground, en la que se encuadrarían todas las zapatillas aptas para terrenos blandos como hierba o barro, nos referimos a modelos como la serie Mudclaw de Inov8, las Salomon Fellraiser Speedcross, las XT de Adidas…

Este tipo de zapatillas de trail evita que la suela se llene de barro, ya que la separación entre tacos y la vibración de estos evita que el barro se quede atorado en la suela. Muchos corredores suelen elegir zapatillas con membrana impermeable tipo Goretex para este tipo de carreras, sobre todo cuanto más barro haya y menor distancia tenga la prueba mejor funcionará una membrana de este tipo, especialmente en climas fríos.

Pistas forestales y caminos

La mayoría de los trails o la mayoría de los kilómetros de los trails se disputan en caminos, pistas forestales, senderos o zonas abiertas con un firme consistente, es por ello que la mayoría de corredores suele utilizar modelos de este tipo, de ahí que sean los más vendidos y conocidos.

Este tipo de zapatillas no solo son útiles en pistas, bosque y sendero, sino que en muchos casos también se defienden en terrenos más complicados, con algo de barrillo o algo de roca; en el caso que ponía antes de un trail 80%-20% o incluso en un trail donde el 70% sean pistas y el resto sea roca o barro no muy complicado podríamos usar un modelo de este grupo.

Dentro de este conjunto tenemos las zapatillas polivalentes, que cuentan con bastantes tacos marcados, generalmente con forma de Chevron, pero cuya suela y mediasuela no son tan rígidos como los modelos de roca o tan faltas de amortiguación como los modelos de barro, las zapatillas polivalentes son amortiguadas, agradables y responden bien puntualmente al salirnos de la pista o del terreno firme, modelos como las Saucony Xodus, Brooks Cascadia, NB 1210 Leadville, las Adidas Raven o RiotMizuno Kazan Hoka Challenger ATR son modelos que cumplen todas estas características y que por ello son las más vendidas y utilizadas.

En el otro subsegmento nos encontraríamos las zapatillas más pisteras, son modelos similares a los anteriores pero que son más cómodas, agradables y ligeras, de hecho muchas de estas entrarían en el grupo de modelos para gente ligera. Son modelos con un taqueado menos agresivo y polivalente, los tacos son más blandos, pequeños y numerosos, son zapatillas que van muy bien por caminos, pistas, hierba seca e incluso algo de asfalto, son las llamadas Door 2 Trail o Mixtas; modelos como las Brooks PureGritSalomon Sense Link o XScream 3dMerrell Mix Master MoveSkechers GoRun Ultra o cualquier modelo de running con versión trail, como las Adrenaline ASR o las Under Armour Speedform XC.

Terrenos con roca

Existen trails muy rocosos y generalmente con mucho desnivel, son trails muy técnicos y difíciles que requieren experiencia previa en el mundillo y buena técnica y conocimientos. El calzado adecuado para este tipo de terrenos suele tener una suela muy robusta, con caucho de mucha dureza, un taqueado fuerte y marcado para agarrarse a la roca sin que esta lo arranque, y suelen tener una placa antiroca en la mediasuela y por lo general poca amortiguación y mucho peso. Además el upper que envuelve el pie suele ser más grueso y resistente.

No es sencillo elegir este tipo de calzado pues suele ser el menos agradable y el más exigente con el pie y la musculatura, por lo que mucha gente tiende a utilizar zapas polivalentes algo más firmes a pesar de que las someterán a mucho desgaste, los más expertos, gente con más técnica o gente acostumbrada a lidiar con este tipo de trails de continuo tienen en el mercado modelos agresivos aptos para correr trails muy rocosos, por ejemplo lasDynafit Feline x7Lasportiva HeliosAdidas Response TR Boost o la serie Trailroc de Inov8.

Pie calzado con una zapatilla de trail running

 

La distancia y el ajuste, decisivos al comprar zapatillas de trail running

 

A la hora de decantarnos por una u otra zapatilla de trail running, no es lo mismo correr un trail de 21 km que de 330 km, eso creo que es algo obvio, pero tampoco es lo mismo correr 40 km que 90 km, incluso en distancias similares un trail sin desnivel por pista es muy diferente a un trail con mucho desnivel y rocoso, los esfuerzos son diferentes y el cuerpo también tiene diferentes exigencias y respuestas a estas exigencias.

Por lo general, si nos basamos en la distancia, cuanto más corto sea el trail, más podremos arriesgar. Con esto me refiero a que si por lo general utilizas una zapatilla polivalente tipo Cascadia para entrenar y hacer trails de más de 40 km, podremos utilizar un modelo más ligero, flexible y rápido, para pruebas de media maratón o de kilómetro vertical, de hecho es recomendable si queremos hacer un buen papel o exigirnos un ritmo alto.

¿Lo sabías?  Test ¿Eres competitivo?

La distancia en la elección de un modelo para trail running es importante porque el cuerpo cambia según esta distancia, la técnica oscila muchísimo entre los primeros kilómetros y los últimos en un trail, incluso si tenemos problemas estomacales o cogemos frío, la técnica y el cuerpo se resienten mucho y la zapatilla que parecía ideal al principio puede no serlo en los momentos en los que perdemos la técnica de carrera. Hay que ser algo conservador en trails largos (más de 50 km) a la hora de elegir calzado, podemos pesar 75 kgs y ser ágiles y creer que unas zapatillas ligeras nos pueden servir, pero en la parte final de la carrera, con cansancio y el pie hinchado o con molestias, esa zapatilla se nos va a quedar corta en el peor momento, incluso creándonos más incomodidades y dolores.

La elección final, una cuestión de ajuste

El pie se hincha entre un 7% y un 12% en carreras de montaña, es algo a tener en cuenta especialmente en carreras largas, piensa que apretar una zapatilla mucho en la salida va a hacer que a mitad de carrera tengamos que pararnos para volver a atarlas o vamos a sufrir de continuas rozaduras. Tanto es así que hay modelos como las New Balance 1210 por ejemplo, que al ponérselas en la tienda se notan demasiado amplias, pero tras 70 km con ellas en una carrera de repente ajustan perfectamente. Y es que muchos modelos están diseñados con esta característica en mente, por lo que cuando probéis una zapatilla de trail en la tienda el ajuste debe ser algo más relajado que en una zapatilla de running normal.

También hay que saber elegir la talla adecuada de cada uno, tanto en ancho como en largo. Muchas marcas ofrecen modelos con tallas extra de ancho, la talla normal de hombre en ancho sería la D, luego existe la 2E que es 10 mm más ancha y la 4E que es unos 18 mm más amplia que la D estándar; también existe la talla B de ancho que es más estrecha que la D y que sería la talla estándar de calzado femenino, esto es importante, ya que hay muchos corredores con pie pequeño que valoran comprar calzado femenino y deben saber que todo el calzado femenino de correr es más estrecho que el masculino, y viceversa.

No solo el tallaje de ancho es importante, el largo también, en nuestro país existe una mala creencia muy extendida y es que el pie debe llegar hasta la puntera, por mucho que nuestras madres nos lo hayan dicho durante años, esto no es así, cuando compras unas zapatillas para correr y especialmente en trail por sus largas distancias, hay que dejar espacio libre en la puntera, tiene que sobrar, al menos, el ancho de un dedo de la mano entre tu dedo del pie más adelantado y la puntera de la zapatilla. Personalmente yo dejo el ancho del dedo gordo, pues me gusta tener espacio. También puntualizar que mucha gente mete el pie hasta el fondo y utiliza la técnica de meter un pie entre el talón y la zapatilla, esto es un error pues las hormas condicionan mucho este tipo de medición.

En resumen, cuanto más distancia se recorra, se necesita una zapatilla más amortiguada, más polivalente, más cómoda, con ajuste dinámico y si es posible bien ventilada; mientras que cuanto más corta o técnica sea la carrera necesitaremos o podremos utilizar un modelo más específico o más ligero y con un ajuste más agresivo para ir más rápido o más seguro.

Huella de zapatilla sobre arena

La técnica y la pisada en la elección de zapatilla de trail running

Una de las primeras cosas que escucha un corredor cuando empieza a correr o busca zapatillas de trail nuevas es “¿Eres pronador o supinador?”, pues bien, voy a intentar poner en perspectiva la importancia de esto. Es muy importante conocer la pisada que uno tiene, no porque sea relevante para prevenir lesiones, que lo será en algún caso, sino para saber cómo funciona el pie del corredor, lo que influye en muchas otras cosas.

A pesar de la creencia popular de que casi todos son supinadores por el desgaste de sus zapatillas o porque piensan que al correr pisan con el exterior, es algo alejado de la realidad, de hecho muy alejado, el desgaste vale de muy poco, no os fieis y lo que uno cree que hace al correr con lo que en realidad hace también son cosas muy diferentes. De hecho, menos de un 5% de la población supina, para serlo generalmente necesitas tener un peso contenido, un arco marcado y un arco rígido, solo reuniendo éstas y algunas otras características puedes ser supinador, y ser supinador es como ser neutro a grandes rasgos.

Respecto a la pronación, la mayoría de corredores prona, la pronación no es algo malo, sino que es algo natural, tanto que los pronadores generalmente se suelen adaptar mejor a cambios de terreno y calzado que los neutros o supinadores, pero también puede ocasionar molestias; no siempre hay que corregir la pronación, si el cuerpo está acostumbrada a ella y no se han tenido molestias nunca usando calzado neutro y pronando, seguiría con el calzado neutro.

¿Lo sabías?  Hasselblad lanza una cámara compacta, pero cuesta lo mismo que un utilitario

En el trail la pisada tiene menos importancia que en el running, pues los apoyos, los terrenos, los ritmos, cambian constantemente y no son tan repetitivos, por lo tanto, salvo que seas un corredor al que le guste la estabilidad extra en las zapatillas o un runner cuya pisada le acarrea lesiones (exceso de pronación por ejemplo), no me preocuparía por buscar una zapatilla específica para pronadores; tanto es así, que muchos modelos con doble densidad en la mediasuela son muy aptos para neutros por la necesidad extra de estabilidad en terrenos tan variados.

La técnica de carrera, más importante que la zapatilla

Tras la pisada hay que hablar de la técnica de carrera. Con la explosión del minimalismo hace tres o cuatro temporadas, la gente se preocupó de la técnica de carrera para poder correr con zapatillas minimalistas y así evitar lesiones, pero realmente lo que más lesiones evita es la técnica y no el calzado minimalista. Teniendo una buena técnica las lesiones se van a disminuir mucho y simplemente se ha de buscar un calzado de bajo drop, ya sea minimalista o maximalista.

El drop es la diferencia de altura entre el talón de la zapatilla y el antepié, cuanto más plana sea más técnica y preparación requiere. Pero esa técnica y preparación evitan muchas lesiones, hay gente que tiene una técnica muy buena de manera natural y otros la tendrán tras muchas horas de entrenamiento y progresión a base de acortar zancada y aumentar cadencia.

Los corredores que tengan este tipo de técnica y tiendan a utilizar poco el talón en sus aterrizajes tendrán que buscarzapatillas de drop bajo dentro de los modelos de trail. Afortunadamente en el trail hay muchísimos corredores que utilizan este tipo de calzado, ya lo busquen minimalista y sin amortiguación como las Merrell Trail GloveNew Balance MT10v3Inov8 Race ultra o incluso corredores que utilizan sandalias tipo Luna Sandals.

La mayoría de corredores de trail con buena técnica tienden a utilizar modelos más protegidos, con amortiguación y drop bajo; con la explosión actual del maximalismo vemos a muchos corredores utilizar zapatillas Altra, Merrell o Hoka que cumplen estos parámetros o incluso otras marcas ofrecen modelos amortiguados de bajo drop como Saucony Peregrine o Nomad TrNewton BoCo Nike Terra Kiger, por citar modelos con drop 4 o inferior. 

Analiza tus lesiones antes de escoger zapatilla de trail running

Analiza tus lesiones antes de escoger zapatilla de trail running

Antes de coger una u otra zapatilla de trail, es importante saber qué lesiones se tienen o se han tenido, y qué molestias suelen aparecer, ya sean recurrentes o puntuales. Aquí van algunos consejos para elegirlas en función de las lesiones por las que hayas pasado:

  • Si somos un corredor con tendinitis rotuliana tendremos que buscar trails menos rocosos y también zapatillas más amortiguadas que relajen un poco la exigencia a ese tendón.
  • Si tenemos fascitis plantar quizá sea recomendable hacer trails con menos desnivel, más cortos y utilizar zapatillas con un arco más marcado que relaje un poco la tensión de la fascia.
  • Si sufrimos de tendinitis en el Aquiles tendremos que utilizar modelos con un drop mayor y una amortiguación más firme que evite sobre extender el tendón de Aquiles.
  • >Si sufrimos de cintilla iliotibial hay que buscar trails con poco desnivel y zapatillas estables y quizá con corrección.

Y así podríamos seguir con muchas lesiones diferentes. Es un punto importante, las zapatillas adecuadas no curan lesiones, pero sí pueden ayudar a minimizarlas y si, además, tomamos medidas como seleccionar los terrenos más adecuados o menos perjudiciales para esas lesiones, y contamos con un fisio o un entrenamiento complementario de flexibilidad, técnica o gimnasio, pues entonces podremos evitar que las lesiones nos amarguen este hobby.

Fíate de tu experiencia

La experiencia que atesoremos es importante, y no solo me refiero a la experiencia previa en carreras por montaña, que por supuesto es sustancial, sino que a la hora de elegir una zapatilla de trail hay que conocer las características de losmodelos de running o trail running que hemos utilizado anteriormente y nuestra experiencia con ellas, para así buscar unas nuevas zapatillas que sean similares o no a las que hemos utilizado. Por ejemplo, si corremos con zapatillas de drop 4 y poca amortiguación debemos buscar algo similar; si corremos con zapatillas amortiguadas de drop alto debemos buscar algo parecido, y no una zapatilla sin amortiguación de drop 0 sin acondicionamiento previo; si usamos pronadoras quizá lo ideal es buscar un modelo estable o con doble densidad; al fin y al cabo se trata básicamente de ser constantes con lo que nos ha funcionado.

 

 

 

[Source link :webconsultas]

Related posts

“El sexo con robots será como jugar Rock Band”

Rocambol

Hacer crujir los nudillos es malo y desgasta la articulación

Rocambol

¿Cómo se produce el cáncer de piel?

Jesus

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: