CoronaVirus

¿Qué tan lejos llega el aire que expulsamos al toser? (vídeo)

Quedarse en casa. Lavarse las manos con frecuencia usando agua y jabón. Mantenerse a una distancia razonable de otras personas. Toser y estornudar cubriéndose la boca, ya sea con la parte interna del codo, o de un modo similar. Son parámetros esenciales de prevención ante el avance de COVID-19, pero hay muchas gente allá afuera que no termina de visualizar sus beneficios. Hoy nos vamos a enfocar en la distancia que recorren el aire y las partículas al respirar y toser, ya sea de forma libre o con medidas básicas de protección.

337 mil infectados. Más de 14 mil muertos. Crecimiento exponencial de enfermos en varias regiones. Sistemas de salud colapsados. COVID-19 ha sabido aprovechar todas y cada una de nuestras debilidades, desde deficiencias técnicas hasta la estupidez natural de los líderes de turno. Pero nadie tiene la intención de bajar los brazos, aún si eso requiere explicar cada una de las recomendaciones que han publicado los expertos.

Por ejemplo, el hecho de «aplanar la curva» y permanecer en nuestros hogares es necesario para no saturar a hospitales y otros espacios de atención, de modo tal que su limitada cantidad de recursos pueda ser asignada a los casos más críticos. Después está el lavado de manos con jabón, una opción superior al alcohol en gel ya que tiene la capacidad de desplazar físicamente al virus. Finalmente, llegamos a mantener una distancia prudencial y cubrir nuestras bocas al toser o estornudar, en lo posible con la parte interior del codo. ¿Por qué? Aquí está la respuesta:



El vídeo fue publicado por la Bauhaus-Universität Weimar, y nos enseña el movimiento del aire (y potencialmente nuestras micropartículas/microgotas) bajo seis condiciones diferentes: Respiración normal, toser sin restricciones, toser cubriéndose la mano, toser en el pliegue del codo, toser con una máscara antipolvo, y toser con una máscara quirúrgica. Aunque la metodología utilizada aquí puede poseer ciertas deficiencias, el resultado es lo suficientemente gráfico como para llegar a algunas conclusiones.


En primer lugar, toser cubriéndose la boca con la mano tiene un efecto mucho más bajo del que imaginábamos en un principio. Luego, usar la parte interna de nuestro codo tampoco es un proceso perfecto, pero es el que mayor restricción ofrece sin accesorios adicionales. Y en el último cuadro, la máscara quirúrgica demuestra ser efectiva… ya que para eso fue diseñada: El objetivo principal de la máscara es proteger a los demás.

En resumen: Distanciamiento social, al menos un metro entre personas (o más para mayor seguridad), y cubrirse la boca con el codo al toser o estornudar. Detalles pequeños que nos pueden llevar muy lejos.

Related posts

¿Es posible volver a contagiarse de coronavirus tras curarse?

Jesus

Coronavirus y psoriasis: qué hay que saber

Jesus

Este científico mostró la importancia de hacer más pruebas de Covid-19 analizando un pueblo entero

Jesus

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: