Seguramente muchos os estaréis preguntando qué narices es el binge-watching. Este término vendría a significar algo así como un darse un atracón, en este caso un buen atracón de episodios de vuestras series favoritas. Así lo vendía Netflix cuando sacó su servicio de streaming en 2013. Sin embargo, ahora Netflix quiere desvincularse por completo del término binge-watching.

Precisamente fue el actor Guy Pearce quien confirmó que Netflix prohibió al elenco utilizar la expresión binge-watching durante la promoción de su serie The Innocents. «No creo que a Netflix le guste el término binge-watching», comentó Pearce. «Cuando hicimos la promoción de The Innocents en Estados Unidos, fuimos estrictamente instruidos de antemano para no hablar sobre el binge-watching».

Guy Pearce The Innocents

Teniendo en cuenta que en estos momentos nos encontramos en una época en la que parece que todo el mundo se ofende por cualquier cosa, no sería de extrañar que lo que no quiere Netflix es meterse en más polémicas a raíz de la expresión binge-watching, ya que en inglés ese término de atracón tiene otras acepciones vinculadas a personas con trastornos alimentarios o a borracheras. Buen ejemplo de ello es Netflix España, que siempre utiliza la palabra maratón para referirse al binge-watching y que está totalmente exenta de connotaciones negativas.

Resulta bastante curioso que una plataforma que destaca por albergar contenidos que han generado más de una polémica se eche para atrás a la hora de usar la expresión del binge-watching. ¿Creéis que resulta una medida exagerada por parte de Netflix?

¿Lo sabías?  La serie más pirateada de la Historia supera a Game of Thrones