Cuando sacas tu smartphone de su caja por primera vez viene bien limpio y brillante, con sus plásticos transparentes a prueba de huellas. Pero con el tiempo es inevitable que a medida que lo usamos, el teléfono acaba con marcas, manchas y huellas, tanto en la superficie de la pantalla como en la parte trasera.

Mientras no existan materiales a prueba de huellas y que repelan cualquier sustancia que caiga o contante con ellos, seguiremos teniendo que limpiar de vez en cuando nuestro smartphone, para lo cual en ocasiones los frotamos con los pantalones o con la manga de la camisa o simplemente les pasamos por encima un pañuelo de papel.

A continuación recopilamos una serie de consejos para limpiar tu smartphone según indican sus propios fabricantes, quién mejor para decirnos cómo dejar nuestro dispositivo reluciente como el primer día.

Soluciones sencillas

Empecemos por lo fácil. Para limpiar marcas o huellas, lo más simple es emplear “un paño suave y que no desprenda pelusa”, según recomienda Apple. También aconseja “evitar usar paños abrasivos, toallas, papel y elementos similares”. Los primeros porque dañaría la superficie a limpiar, y el resto por si desprenden fibras y se alojan dentro del dispositivo a través de rendijas o puertos.

¿Lo sabías?  Llega a España el Samsung Galaxy Fold, el teléfono plegable que matará a tu tableta

Samsung y Huawei, por su parte, apuestan por un paño o trapo suave. Samsung, en concreto, recomienda emplear microfibra.

Otro consejo importante es que, antes de limpiar tu smartphone, conviene desenchufarlo de cualquier fuente de alimentación y cable externo. No es necesario apagarlo, pero si vamos a limpiarlo a conciencia, evitaremos que se encienda la pantalla sin querer y cambiemos o reconfiguremos algo sin darnos cuenta.

Un tercer consejo en el que coinciden todos los fabricantes de teléfonos y dispositivos móviles es el de mantener cualquier líquido alejado del producto. Así que lo de limpiarlo con agua, mejor no. Como mucho, un trapo o paño ligeramente húmedo, pero muy ligeramente.

Lo mismo ocurre con cualquier otro líquido o sustancia que podamos usar para limpieza, como líquidos limpiadores, aerosoles, disolventes o alcohol. Curiosamente, Samsung sí recomienda el uso de alcohol isopropílico pero en una cantidad mínima y empleando un bastoncillo de algodón para limpiar zonas concretas del teléfono donde haya polvo o suciedad.

Más consejos

Aparte de los consejos oficiales, hay algún que otro truco de limpieza. Para rincones y recovecos, por ejemplo, podemos emplear un bastoncillo de algodón, un pincel o un cepillo para eliminar suciedad y polvo en zonas muy concretas.

También podemos encontrar en el mercado kits de limpieza que consisten en paños de microfibra, cepillos y otros elementos como los que hemos mencionado.

¿Lo sabías?  ¿Ha fracasado Apple? Todos los móviles del MWC 2017 tienen jack de 3,5 mm para el audio

Por lo demás, hay alguna que otra precaución que podemos tener en cuenta para evitar que nuestro smartphone se ensucie demasiado, y aunque la mayoría parecen obvios, conviene tenerlos en cuenta.

Aunque es una obviedad, conviene no tocar el dispositivo con las manos mojadas o sucias, en especial si hemos tocado alguna sustancia que pueda dejar rastro y que cueste quitar.

Lo mismo ocurre al dejar el teléfono: conviene asegurarse que la superficie donde lo vamos a posar está seca y no está sucia. Tampoco está de más comprobar que no hay nada en ella que pueda rayar el dispositivo si lo deslizamos por encima.