MasTecnoCiencia -Noticias de Tecnologia
pasti6576565llas.jpg
Ciencia

Barcelona se queda sin la Agencia Europea del Medicamento

pasti6576565llas.jpg

La Unión Europea decide qué ciudad finalmente albergará la sede de la Agencia Europea del Medicamento, que hasta ahora se localizaba en Londres. Tras el inesperado resultado del referéndum británico a favor del Brexit, la Comisión llevaba meses evaluando las candidaturas para alojar la EMA (por sus siglas en inglés), una de las principales agencias comunitarias, que se trasladará en principio a partir de marzo de 2019.

 

Durante la primera ronda de las tres votaciones que se han celebrado para elegir la nueva sede de la Agencia Europea del Medicamento, Milán, Ámsterdam y Copenhague han sido las candidaturas más apoyadas. Barcelona se cae de la carrera para albergar la EMA en la primera fase de la votación secreta. Durante la misma reunión el Consejo de Asuntos Generales, organismo perteneciente al propio Consejo de Europa, también tendrá que decidir el nuevo alojamiento de la Autoridad Bancaria Europea (EBA, por sus siglas en inglés). Fráncfort, que ya era la sede del Banco Central Europeo, parte como favorita.

Qué supone albergar la EMA

La Agencia Europea del Medicamento cuenta en la actualidad con 890 empleados, pero recibe anualmente a más de 35.0000 expertos de la industria farmacéutica. Alojar la sede de la EMA no supone solo albergar una de las principales agencias comunitarias, sino también una considerable inyección económica para dar alojamiento tanto a los trabajadores y sus familias como a los especialistas que visitan cada año la entidad, encargada de evaluar las solicitudes para autorizar la comercialización de nuevos fármacos en la UE. En comparación, la Autoridad Bancaria Europea es una institución mucho menor, ya que trabajan en ella aproximadamente 200 personas.

Qué ciudades competían

El Consejo de Europa recibió inicialmente diecinueve propuestas para albergar la nueva sede de la EMA, entre las que destacaban las ofertas de Ámsterdam (Holanda), Milán (Italia), Barcelona (España), Copenhague (Dinamarca) y Bratislava (Eslovaquia). En las últimas horas se han retirado de la carrera Malta y Croacia. La candidatura catalana partía entre las favoritas, según un informe elaborado por KPMG, aunque se consideró inicialmente que el pequeño sector biofarmacéutico y biotecnológico regional frente a otras zonas de Europa y la conectividad podrían ser factores limitantes, en comparación con otras capitales.

 

La incierta situación política en Cataluña también ha restado apoyos a la Ciudad Condal, según publicó recientemente el diario Financial Times. Además, nuestro país ya cuenta con diversas agencias comunitarias en su territorio repartidas en diferentes localizaciones geográficas. Por ejemplo, la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea se encuentra en Alicante, Fusion for Energy se sitúa en Barcelona, la Agencia para la Salud y la Seguridad en el Trabajo en Bilbao, el Centro de Satélites de la UE en Madrid y la Agencia de Control de la Pesca en Vigo.

 

Esta concentración de agencias no beneficiaba a la candidatura barcelonesa; por el contrario, Bratislava esgrimía la falta de instituciones comunitarias en el este para defender su propuesta. La oferta eslovaca era bastante paradójica, ya que aunque el país no dispone de una agencia nacional del medicamento, que sí tiene España, por ejemplo, sus promotores han utilizado la baza de que ninguna agencia comunitaria se sitúa en Europa del este, respaldados por la cercanía de la ciudad tanto a Alemania como a Austria. Italia, por otro lado, ha realizado un importante esfuerzo diplomático en los últimos meses para que Milán se llevara la Agencia Europea del Medicamento, frente a las ofertas de Copenhague —peor parada en los análisis técnicos— y Ámsterdam, que ya cuenta con alguna otra agencia de la UE.

¿Lo sabías?  El virus que “piratea” el ADN de su víctima contra otros virus

Qué ofrecía (y qué no) Barcelona

La oferta lanzada por la Generalitat de Catalunya, el Ayuntamiento de Barcelona y el Ministerio de Sanidad incluían una propuesta técnica completa para que Barcelona albergase la nueva sede, además de contar con el edificio listo para su utilización. La Torre Glòries, también llamada Torre Agbar, al norte de la ciudad, iba a ser el espacio donde la Agencia Europea del Medicamento se ubicaría. Por otro lado, la capital catalana también ofrecía escuelas para las familias de los empleados de la EMA, buena conectividad con otras regiones europeas, acceso al mercado laboral y al sistema público de sanidad.

Barcelona cuenta además con un relevante sistema académico y de investigación. La región alberga instituciones como la Universitat Pompeu Fabra, la Universitat de Barcelona y la Universitat Autònoma de Barcelona, hospitales de referencia como el Vall d’Hebrón y el Clínic, centros de I+D como

 
barcelona


Cómo se ha elegido la sede de la EMA

El sistema de votación para decir la próxima ubicación de la EMA y de la EBA ha sido comparado con Eurovisión, ya que tal y como está diseñado se favorecen las alianzas regionales a la hora de tomar decisiones. El voto en las tres rondas es secreto, por lo que el resultado —muy a pesar de las quinielas— es impredecible hasta el último momento. Los veintisiete miembros de la Unión Europea, con la excepción de Reino Unido, han participado en la elección. Durante la primera ronda, cada país podía otorgar uno, dos o tres puntos a sus candidatas según el orden de preferencia de cada Estado. En el hipotético caso de que una candidatura obtuviera tres puntos de más de la mitad de los votantes (14 países), automáticamente saldría elegida como nueva sede.

¿Lo sabías?  El curioso caso de la mujer a la que le salía leche de la vulva

En el caso de que esto no suceda, las tres candidaturas más apoyadas pasan a la segunda ronda, donde los diferentes miembros solo pueden otorgar un punto a su opción preferida. Si alguna de las candidaturas cosecha catorce votos, también resultaría seleccionada para albergar la sede de la agencia. En el caso de que no suceda, las dos propuestas más apoyadas llegan a la fase final. Como hay un número impar de posibles votantes, solo podía darse un empate técnico si alguno de los países se abstiene, una circunstancia en la que la decisión última tendría que tomarse por sorteo. El mecanismo para la elección final de la sede de la EMA es complejo, está muy influido por las alianzas políticas y regionales y no tanto por los criterios puramente técnicos.

 

 

[Source link :Mastecnociencia]

Related posts

Este estudio asegura que la falta de sueño puede tener el mismo efecto que el alcohol al conducir

Rocambol

Las burbujas podrían ser la respuesta para mejorar los tratamientos contra el cáncer

Jesus

Científicos han descubierto cómo teletransportar limonada

Rocambol

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: