Pequeñas novedades que mejoren la seguridad de los vehículos o al menos los hagan más cómodos. No todas las noticias en el sector del automóvil tienen que pasar por una gran revolución, a veces las pequeñas innovaciones marcan la diferencia y, como ejemplo, la novedad que va a presentar Aston Martin en el CES 2020 puede ser de gran ayuda.

Bajo el nombre de Full Display Mirror, Aston Martin ha creado un espejo retrovisor que, además de seguir siendo el mismo elemento de siempre, también sirve como pantalla de tres cámaras situadas en el exterior del vehículo. Este invento llega del trabajo realizado entre Gentex Corporation y Aston Martin y pronto se podrá disfrutar en uno de sus coches.

El nuevo espejo mostrará las imágenes de dos cámaras situadas en sendos laterales del coche y otra que estará en la parte superior trasera. Como se puede entender, concentrará en el mismo espacio lo que se vería a través de los tres espejos de siempre.

La idea es que no existan puntos ciegos cuando se está conduciendo para así mejorar la seguridad al volante. Una pequeña mejora en este aspecto seguro que ayuda en la prevención de accidentes.

Pero lo más interesante es que esta tecnología no sustituirá a los espejos de toda la vida. El conductor podrá activar las cámaras si así lo desea; en caso contrario, dispondrá de los espejos habituales y el retrovisor central será un espejo, no una pantalla. Así, dependiendo de las preferencias, el tipo de carretera o el tiempo que haga se podrá elegir la mejor opción.

¿Lo sabías?  Los mejores accesorios tecnológicos para coches

En principio, el Full Display Mirror se instalará en el Aston Martin DBS Superleggera, pero faltan por saber las fechas concretas, si irá de serie o será un extra, así como los modelos de cámara y el tamaño del espejo. Aunque, tal como decimos, parece que su llegada será inminente.